jueves, septiembre 21, 2017

La provincia de Huancané

Por: Hugo Supo

La provincia de Huancané es la más antigua del departamento de Puno, pero también lo es a nivel de la república. Fue creada en los albores de la naciente república peruana, en el año 1827, gran territorio que engloba a quechuas, aimaras y mestizos.
Tiene un vasto territorio que recorre desde la orilla del lago Titicaca, pasando por las grandes pampas hasta ascender en la Cordillera Oriental, allá donde se engrendrara la mítica civilización de los Collaguayos (fundadores de culturas preincas solo con la fuerza de la religión).
En tiempo de las haciendas, Huancané ha demostrado potencialidad en ganadería y agricultura. Grandes cantidades de lana de oveja solían recorrer en sus carreteras hasta alcanzar los trenes de carga en Juliaca y, luego, el camino a Arequipa.
Sin embargo, la mala administración de la Reforma Agraria ha provocado la descapitalización del campo, con problemas que se repiten en otras zonas del Ande, como el minifundio, los juicios por tierras, etcétera.
Teniendo todo el potencial, Huancané es paradójicamente una de las provincias que más atraso sufre en la senda del desarrollo. Distritos como Inchupalla, Huatasani y las zonas rurales del mismo Huancané están vergonzosamente ubicados en los mapas de pobreza. 
Los últimos alcaldes han perdido el norte y eso parece replicarse también en la sociedad civil.
Es raro que el proyecto de irrigación de Taraco no esté dentro de las banderas de lucha de autoridades y dirigencias, como es raro no exigir la urgencia de culminar la carretera Sina-Yanahuaya, que nos conectará con la selva puneña.
Además, es momento de explorar alternativas para generar movimientos económicos alternativos hasta los ahora explorados en esta tierra huanca-chiriwana.
El turismo es una clara opción, teniendo el preferencial acceso a la zona circunlacustre del Titicaca, francamente sería un desperdicio no progresar. (Correo Puno Juliaca 21/09/17 Foto: Difusión)


jueves, septiembre 07, 2017

Reflexiones posthuelga del SUTEP

Por: Hugo Supo

Desmarcar al Sindicato Unitario de Trabajadores de la Educación Peruana (Sutep) de Patria Roja y del Movadef es una de las acciones que mayor mérito tiene para el magisterio peruano luego de la extensa huelga iniciada el 12 de julio y suspendida recién esta semana.
El desmarque va de la mano con la unidad tantas veces añorada por este sindicato y el hecho de haber sostenido una protesta gremial en Lima (centro del poder político en el Perú) pese a los constantes ataques que el Gobierno les propinó.
El martes de la semana que corre, hemos sido testigos, en Puno, del mensaje que la masa magisterial ha dejado al Otro Perú (llamamos así al país diferente a la Lima aristocrática), un mensaje de esperanza que alienta a la organización social para conquistar eso que se llama justicia social y dignidad.
Pero hay que ser rigurosos a la hora de mirar la huelga magisterial reciente, porque las huelgas son instrumentos de movilización social, pero no el camino a los grandes cambios estructurales que tanto reclama la población.
En todo caso, depende de la nueva dirigencia el sendero que el SUTEP transitará posthuega. Alcanzar la legalidad para empatarla con la ya conquistada legitimidad, es una acción urgente que los maestros deberían de impulsar.
Por otro lado, el gobierno del Presidente Pedro Pablo Kuczynski no puede ser miope a esta nueva realidad.
La próxima interpelación e inminente censura de la ministra Marilú Martens, tendría que ser el hito para dar un viraje en el manejo de la conflictividad social en el Perú.
El Gobierno tendría que desplegar una estrategia seria para canalizar las tensiones nacionales. Tendría, decimos, si quiere al menos terminar su periodo, porque la terquedad de la “pitucada” le llevarán a otros extremos. 
Y la ciudadanía, por su lado, tendría que asumir con mayor responsabilidad la tarea de la educación nacional, de especial manera los padres que tenemos el deber de acompañar y vigilar este proceso. (Correo Puno Juliaca 07/09/17 Foto: Hugo Supo)

jueves, agosto 31, 2017

Migración y ciudadanía en Juliaca

Por: Hugo Supo

El Perú vive una permanente revolución, la cual será posible comprender solo a largo plazo. No son las armas de Sendero Luminoso, los partidos políticos, la iglesia o las ONG las que lideran este levantamiento, cuyos avatares son más bien silenciosos y representan el hecho más trascendental después de 300 años de Colonia y casi 200 de República: el desborde popular del Perú andino, que ha logrado cambios estructurales significativos y promete una próxima refundación republicana.
El antropólogo José Matos Mar expone lo que ha llamado “la historia corta del Perú”, para referirse al periodo 1940-2010, cuando las migraciones internas se han intensificado, haciendo posible un nuevo rostro del Perú contemporáneo, basado en el indio que ha conquistado ciudadanía en Lima y ciudades costeras importantes.
“Estos migrantes no solo transformaron Lima sino, en una hazaña impresionante, iniciaron la integración física, social y cultural de sus regiones, gestando enlaces necesarios para que un gran capital humano de hombres y mujeres, como un tejido multicolor, contribuya a formar la sociedad nacional andina”, dice Matos Mar al resaltar la migración pendular que estamos viviendo.
La migración pendular se refiere al ir y venir de las personas; en el caso puneño, la gente parte de sus comunidades, pero no lo hace para siempre, al contrario, cada que puede vuelve con cualquier excusa, ya sea a fiestas patronales, motivos de familia, negocio o trabajo.
Este singular fenómeno ha reconformado el país a nivel cultural, aunque los resultados en el aspecto político todavía son invisibles, es posible diseñar el camino a un nuevo pacto social, alejado de la república criolla, cuya influencia se ha conformado con emular el modelo colonial discriminante. Dependerá de la agenda de los nuevos políticos en Lima y provincias.

CAPITAL DE LA INTEGRACIÓN ANDINA. En todo este contexto, Juliaca es una particularidad en el sur, pues aunque no se trata de una ciudad costera donde el desborde se ha vivido con mayor notoriedad, su historia está íntimamente ligada a la migración indígena. Se trata de una localidad intermedia que, según datos del INEI, supera fácilmente los 300 mil habitantes (al menos así fue hasta la conformación del nuevo distrito de San Miguel), pero es posible que llegue al medio millón de personas si incluimos a los flotantes.
Juliaca, y ahora San Miguel, constituyen el centro urbano más grande del Altiplano peruano, pero por esa misma condición tienen problemas de fondo que las autoridades ediles, regionales y del Estado central no han podido solucionar.
El caos y la informalidad campean, trayendo como consecuencia males como el crimen organizado, economías ilegales, carencia de servicios básicos, corrupción y otros. ¿Cuál podría ser el problema? Otra vez, es necesario analizar la realidad en el largo plazo.
Para empezar Juliaca, a diferencia de las ciudades costeras influidas por la migración, carece de una herencia colonial. Entiéndase que la estructuración de su cultura citadina parte recién desde la República, diferente a los casos de Arequipa o Lima, donde los migrantes indígenas han llegado y se han topado con una urbanidad ya establecida.
Esto podría explicar por qué muchos migrantes se adaptan a las normas del resto de ciudades, pero no en Juliaca. Ocurre que, según la Antropología, cuando el campesino migra, también lo hace con sus costumbres comunales, aunque al desenvolverse en una urbe joven como Juliaca, lo que parece ocurrir es más bien un desborde de personalidad, el migrante se siente con la libertad de comportarse como puede y escapar incluso a la herencia cultural comunitaria para internarse en una especie de jungla.
Enseguida, debemos referir algunos intentos de formación de la cultura citadina local. La más trascendente es lo hecho por los hermanos Cáceres Velásquez, quienes han fijado el rumbo juliaqueño basado en el antipuneñismo . Esto no es nuevo, cuando existe una sociedad tan diversa, las personas suelen juntarse por regionalismos, localismos y agendas similares.
Pero el localismo calcetero tiene techo, similar a Juliaca, la ciudad rival (Puno) también ha sido reconformada por migrantes e incluso la perspectiva regional ha variado en forma paralela a la indianización de la política .
Lo interesante es que siendo tan lozana, Juliaca tiene la posibilidad de diseñar rumbos superiores para los próximos años, una vez que se reconozca como una autentica capital de migrantes, de manera que se pueda mirar con optimismo una homogeniedad cultural basada en la diversidad. 
Claro está, las élites tendrían que personalizar este pensamiento y convertirlo en agenda, para transformarlo en planes operativos de urbanismo, crecimiento poblacional, dotación de servicios, ordenamiento del comercio y transporte. Difícil tarea, pero no imposible. (Colaboración a la revista Pusaq de la Red de Periodistas de Juliaca/ agosto de 2017)



jueves, julio 27, 2017

Izquierdas y derechas

Por: Hugo Supo

Dicen los aúlicos del sistema hegemónico que las cosas tenemos que definirlas entre izquierdas y derechas. En las últimas cuatro elecciones han arrastrado al pueblo peruano a votar por el “mal menor” y con ello le han hecho juego al modelo del que tanto reniegan.
Se identifican como izquierdas, progresistas, comunistas y similares, pero nunca se atreven a confesar que también son parte de ese pensamiento exógeno llegado a partir de la modernidad eurocentrista.
Son estas cosas las que están mal en la sociedad, son estos asuntos por los que tenemos tanta traición en el quehacer político.
Las mejores muestras son los gobiernos peruanos a partir de Alberto Fujimori, hoy todos cuestionados y, algunos en la cárcel, acusados por actos de corrupción.
Fallan las evaluaciones, cuando se considera que la derecha peruana es la única culpable de las desgracias actuales, sin mirar la viga en el ojo zurdo.
A propósito del 28 de julio y de lo poco que resta para el Bicentenario de fundación del modelo republicano, los peruanos debemos tener conciencia de que la responsabilidad de esta realidad no solamente recae en el neoliberalismo, sino, en igual medida, en quienes conviven con aparentes cuestionamientos solo para tiempos electorales.
Han pasado casi 200 años de la República y no hemos podido solucionar los grandes problemas de la nación, ni siquiera podemos hablar de nación, cuando de proyectos grandes se trata.
He allí la razón y urgencia de repensar el país, con una estructura andina, observada desde del interior y no, necesariamente, desde el centro limeño.
Que no nos engañen las izquierdas y derechas, cuando nos hablan de programas e ideologías que pretenden solucionar problemas muy nuestros.
En el Ande, existen modos y medios de producción para mejorar las condiciones de vida de todos los peruanos. Es un camino inexorable en la búsqueda de nueva nación peruana. (Correo Puno Juliaca 27/07/17 Foto: Difusión)


jueves, julio 20, 2017

Un poco de memorex

Por: Hugo Supo


¿No se entiende el por qué de las huelgas previas al mensaje presidencial del 28 de julio? Quizás si hacemos memoria sobre las promesas hechas por PPK, cuando se ofreció como el mal menor nos expliquemos mejor esta coyuntura:


  1. Promover el trabajo digno con seguro y pensión de jubilación para todos los trabajadores.
  1. Apoyar a los pequeños agricultores (“Agro Próspero”) con caminos, semillas y servicios técnicos.
  1. Establecer puestos de salud bien equipados con atención las 24 horas.
  1. Invertir 30 mil millones de soles en agua y saneamiento en 10 años para darle cobertura a los peruanos sin agua.
  1. Mejorar drásticamente la seguridad ciudadana; más policías, con mejor coordinación con las municipalidades.
  1. Mejorar y simplificar la administración pública, con funcionarios de alto nivel que entren por examen y estén mejor remunerados.
  1. Descentralizar la presencia del Ministerio de Economía y Finanzas para que apoye a las regiones y municipales en preparación y supervisión de proyectos.
  1. Combatir frontalmente la corrupción en todos los niveles; severas penas para los que pagan y los que reciben coimas.
  1. Reducir impuestos para promover mayor formalidad. Reducir el IGV al 15% en cinco años.
  1. Asegurar el pago del sueldo mínimo vital y aumentarlo gradualmente.
  1. Mejorar la calidad de la educación pública aumentando la inversión al 7% del PBI.
  1. Aumentar, de manera significativa y planificada, las remuneraciones de los maestros, policías, fuerzas armadas, médicos y enfermeras.
Hay, por supuesto, un largo etcétera incluyendo la Agenda Puno (motivo de una próxima entrega) también firmada en tiempos electorales.
Y eran de esperarse estas protestas, más si en lugar de gobernar, los gobernantes, siguen en el juego anti y profujimorista. ¿O querían aplausos? (Correo Puno Juliaca 20/07/17 Foto: Difusión)

miércoles, julio 12, 2017

El Aimarazo en la historia

Por: Hugo Supo

Hagamos un repaso de los movimientos sociales más trascendentes nacidos post-República en el Altiplano. Porque -hay que decirlo claro- la fundación republicana poco ha contribuido a construir un Estado-Nación inclusivo y el ánimo independentista del indio no ha cesado desde entonces.
A finales del siglo XIX, el liberal puneño Juan Bustamante Dueñas (Vilque, 24 de junio de 1808-Pusi, 3 de enero de 1869) acaudilló en la masa indígena en demanda de justicia social; la historia registra una rebelión de campesinos en Puno, entre 1867 y 1868. Ya derrotado, fue ejecutado en el distrito de Pusi (Huancané).
Otro hito es la gesta de Teodomiro Gutiérrez Cuevas (1864-?), apodado Rumi Maqui (’mano de piedra’), quien fue un militar peruano. Comprometido con la reivindicación indígena, en 1915 encabezó una rebelión campesina en el Altiplano. 
El acto fue reprimido con severidad por las tropas gubernamentales y bajo el auspicio de los terratenientes locales. El final de Rumi Maqui es incierto.
Después, en 1923 ocurrió la rebelión de Wancho Lima (Huancané), un pasaje que todavía tiene un lugar injusto y reducido en la historia del indigenismo.
Pero Wancho Lima es quizás el mensaje mejor logrado por los campesinos puneños a la hora de cuestionar a la República.
No fue una rebelión para destruir, sino para construir un estado paralelo a la miope Lima. De allí la fundación de la República Aimara Tahuantinsuyana del Perú con su presidente Carlos Condorena Yujra, que en resumidas cuentas fue creación de mercado y oportunidades mediante educación para los desposeídos.
Y en esa misma mirada histórica, el Aimarazo de 2011 es uno de los avances más importantes de la contemporaniedad para el campesino y sus hijos. 
La sentencia adelantada la semana pasada así lo indica. Habrá sido condenado Walter Aduviri, pero el colectivo aimara ha logrado mucho en reconocimiento de derechos. (Correo Puno Juliaca 13/07/17 Foto: Difusión)


jueves, julio 06, 2017

Aimarazo: la sentencia

Por: Hugo Supo

Roger Fernando Istaña Ponce, Víctor Calizaya Coila y Yesica Condori Chata, integrantes del Juzgado Penal Colegiado de la Corte Superior de Justicia de Puno, pasarán a la historia hoy, cualquiera sea su decisión en el juicio del Aimarazo.
Una posibilidad es que sentencien de acuerdo a los precedentes jurídicos que valora el derecho a la protesta ciudadana, considerando incluso la procedencia aimara de la mayor parte de los procesados en este emblemático conflicto del Altiplano peruano.
Podrían los señores jueces seguir la línea por la que se ha inclinado la administración de la justicia en esta parte del Perú; es decir, presentar argumentos de justicia intercultural y la mirada al otro (en este caso al aimara). 
Y podrían deducir, ustedes amigos lectores, cuál sería la sentencia en esta línea.
Otra posibilidad es que el colegiado opte por condenar a los protestantes, para ello, los jueces tendrán que valorar aún más la teoría presentada por el Ministerio Público (delitos de extorsión y disturbios) y sobreponer asuntos de tranquilidad pública sobre las quejas de los pobladores rurales por asuntos socioambientales.
Claramente la sentencia a dictarse hoy 6 de julio de 2017 para el caso Aimarazo, significa dar respuesta a una lucha de enfoques de justicia. ¿Qué vale más?, ¿el derecho de los campesinos o de los citadinos?, ¿y cómo se aplicaría aquello de que el derecho de uno se acaba donde empieza el del otro?, ¿quién es el uno y quién el otro?
Entendidos en la materia nos dicen que los argumentos jurídicos existen y son válidos para ambas posibilidades, para absolución y condena. Suponemos entonces que la decisión tiene que ver con la valoración personal de cada juez.
Y la sentencia no solamente es trascendente por la significancia social del Aimarazo, sino porque la sentencia afectará directamente al año electoral próximo.
Hoy es un día de decisiones difíciles, estaremos atentos. (Correo Puno Juliaca 06/07/17 Foto: Difusión)

jueves, junio 29, 2017

Aimarazo: un fiscal sin pruebas

Por: Hugo Supo

En el epílogo del sonado juicio del Aimarazo, el Ministerio Público ha decidido retirar su acusación contra 8 de los 18 procesados por presuntamente cometer delitos contra el patrimonio, en su modalidad de extorsión, en su forma de extorsión agravada y alternativamente por la comisión del delito contra la seguridad pública en su modalidad de delitos contra los medios de transporte, comunicación y otros servicios públicos, en su forma de entorpecimiento al funcionamiento de servicios públicos.
Quienes están fuera del juicio son: Francisca Sarmiento Choque, Pedro Cruz Pari, Rosendo Mendoza, Marco Antonio Ururi Musaja, Edwin Condori Chipana, Emilio Paredes Pari, Guido Velez Carita y Pablo Salas Charca.
La Fiscalía ha admitido no haber encontrado medios probatorios suficientes para pedir una sentencia condenatoria contra los mencionados. ¡Seis años y no se ha encontrado las pruebas! 
Recordemos que el proceso había empezado con más de 40 implicados, luego fueron bajando hasta llegar a los 18 de la parte final.
Quiere decir que el Ministerio Público no ha estado trabajando bien en el camino de encontrar justicia.
En primer lugar, porque un fiscal no puede enjuiciarte por tantos años, para al final decir que no ha hallado pruebas en contra tuya.
Eso da pie a una gran victimización y hasta una millonaria demanda contra el Estado, de la cual Walter Aduviri ya habló hace días.
En segundo lugar, el fiscal no ha estado enfocado en encontrar a los verdaderos responsables del vandalismo y saqueo de instituciones que se registraron durante las protestas antimineras.
Esta columna se escribe a la espera de la sentencia del caso Aimarazo, es posible una condena contra los 10 restantes, pero ¿acaso la Fiscalía -con las debilidades que estamos viendo- puede garantizar que su tesis y pruebas serán irrefutables en segunda instancia? (Correo Puno Juliaca 29/06/17 Foto: Difusión)


miércoles, junio 21, 2017

Tacna quiere lo que Puno no puede

Por: Hugo Supo

El congresista Guillermo Martorell Sobero (Fuerza Popular) acaba de presentar el proyecto de Ley N° 1567/2016-CR, el cual tiene por objetivo modificar varios artículos de la Ley que creó la ZofraTacna para “fomentar la diversificación productiva y de los servicios en la Zona Franca y Zona Comercial de Tacna”. 
El proyecto de Martorell busca alcanzar el sueño de industrialización de la vecina región, pues acoge dentro de la jurisdicción de la ZofraTacna posibilidades de implementar zonas de extensión y hasta el desarrollo de un parque industrial; entre otros beneficios.
Varias actividades productivas que piden los tacneños también están consideradas en la Zona Económica Especial de Puno (ZeedePuno) que duerme el sueño de los justos por obra y gracia de los paisanos.
Por ejemplo dicen que en la ZofraTacna podrían desarrollar “actividades industriales, agroindustriales, de ensamblaje, de maquila y servicios logísticos, de reparación o reacondicionamiento de mercancías, telecomunicaciones, tecnologías de la información, investigación y desarrollo científico, tecnológico, salud humana, audiovisuales y de desarrollo de infraestructura”.
Una ampliación de la ZofraTacna significaría caminar a la consolidación de una industria sureña costera que, seguramente, impactará en forma directa en regiones como Arequipa y Puno.
Esto nos lleva a un par de reflexiones. La primera respecto a la indignante incapacidad del Gobierno Regional y de la municipalidad de Puno que en 11 años no han podido siquiera construir muros en los terrenos destinados para la Zona Económica Especial.
Y lo otro, que los puneños no estamos solos en el sueño de la industrialización, visto que es la manera más rápida de acceder a mejores economías para las familias nuestras; es por tanto urgente recordar que el Presidente de la República tiene un compromiso con el Altiplano (firmado en la Agenda Puno) el cual debe cumplir. 
¡Agua, energía e industria para Puno! (Correo Puno Juliaca 22/06/17 Foto: Difusión)


miércoles, junio 14, 2017

Malos deseos para Aduviri

Por: Hugo Supo

Hace poco, el disidente “humanista” y ahora autoproclamado precandidato de Más Democracia, César Quispe, ha dicho que una eventual condena a Walter Aduviri (Mi Región) podría beneficiarle en las elecciones de 2018.
Lo expresado por Quispe no es producto de análisis, sino de una confesión que revela envidia y desesperación. Y con seguridad no es el único postulante que se frota las manos ante la próxima sentencia a leerse en el caso Aimarazo.
Estos políticos esperan que una condena saque del camino al rival; prefieren que el Poder Judicial se encargue de sepultarlo antes que enfrentarlo en el marco de la democracia.
La pregunta es ¿por qué una condena a Aduviri podría beneficiar a Quispe? Porque el abogado se considera representante del indigenismo que instrumentalizó Aduviri en 2011.
Su cálculo debe ser que a falta de un líder con el mismo discurso, el electorado se pasará de lado, y ese lado es él.
Esa también es la razón por la que se publicita como seguidor de Gregorio Santos y Más Democracia (recuerden que el símbolo casita fue de Aduviri en los comicios pasados).
Solo que las cosas están bastante difíciles al interior de Más Democracia, pues para empezar, tienen a varios personajes tentando la postulación y ya sabemos el problema de la pulverizada izquierda cuando de postulaciones se trata.
Además, el elector cautivo de Walter Aduviri no necesariamente parece ser el típico militante ideológico, sino el antisistema que ha encontrado a su caudillo ideal, con el que incluso ha sellado un pacto de lealtad durante los sucesos del Aimarazo y el proceso judicial posterior.
Imaginen un escenario con un Aduviri condenado por la justicia. Ya sea desde la cárcel, el exilio o la clandestinidad, seguirá agitando con la siempre efectiva arma de victimización, ¿no creen?
De manera que los candidatos que pretendan competir en 2018, más que rezar por una sentencia condenatoria al aimara, deberían estar trabajando sus propias bases. (Correo Puno Juliaca 15/06/17 Foto: Difusión)

jueves, junio 08, 2017

Migrantes del mundo uníos

Por: Hugo Supo

1. Uno de los más feroces ejecutores del discurso del odio por medio de la propaganda fue el ministro para la Ilustración Pública y Propaganda del Tercer Reich, Joseph Goebbels. 
Su estrategia fue la paranoia, la estigmatización y la verdad impuesta a partir de la repetición de mentiras.
Quienes estudiamos la comunicación, conocemos el poderoso instrumento que son los mass media y sus posibles impactos en la sociedad. Ya lo de Goebbels es historia conocida.
Por eso, los ciudadanos con criterio consciente, debemos sospechar cuando los medios hacen coro de que todo está mal.
Detrás está esa gente que busca estigmatizar al otro (al diferente) para callarlo e imponer su paranoia. ¿Por qué? Curiosamente, luego serán los ofrecidos como salvadores de la catástrofe
Y vienen las elecciones, cuidado. Lo mejor es la pluralidad para mantenerse informados amigas y amigos lectores.

2. El filósofo marxista Slavoj Žižek ensaya la idea de que el proletariado ha cambiado de características en nuestros tiempos. Si antes fueron los obreros explotados por el burgués y luego las masas campesinas del mundo entero, ahora la esperanza de la emancipación se centra en la población migrante que ha formado “barriadas” en todas las ciudades del orbe.
La idea coincide con las hipótesis compartidas entre colegas puneños, quienes pensamos que el camino al Estado-nación son esas masas de gente que se han ido y se expanden, incluso culturalmente.
Por ahora, la migración (como lo advierten estudios de José Matos Mar, Hernando de Soto, etcétera) ha transformado al país a tal punto que su andinización es irreversible. Y ese solo parece ser el inicio.
Empero, pese a que Žižek es uno de los más connotados pensadores de izquierda, la mayoría de las izquierdas -aquí y allá- reducen su agenda a la moralina y estatización de la economía. 
Hasta el Fujimorismo se ha dado cuenta del camino.  (Correo Puno Juliaca 08/07/17 Foto: Difusión)

jueves, junio 01, 2017

La UANCV en el destino de Puno

Por: Hugo Supo

Pueda que los hermanos Cáceres Velásquez -impulsores de la Universidad Andina Néstor Cáceres Velásquez (UANCV)- no hayan medido el impacto histórico que tendría la creación de esta universidad privada. O quizás sí. Lo cierto es que su vigencia es innegable hasta hoy.
La UANCV nació del fragor de una lucha por una ciudad mejor, de la exigencia por contar con una universidad propia ante el monopolio de la Universidad Nacional del Altiplano en el siglo pasado. Aunque no todo el mundo estuvo de acuerdo con que sea privada, mucho menos que su beneficio sea para pequeños grupos políticos, al final esta casa de estudios ha resultado siendo un poderoso aparato de operación política que ha desplazado a otros.
Los resultados lo podemos ver actualmente, con buena parte de sus egresados y autoridades copando instituciones de trascendencia como el Ministerio Público, Poder Judicial, Gobierno Regional de Puno y varios gobiernos locales.
Es lógico pensar que la élite profesional formada en las aulas de la UANCV haya salido a ejercer con una ética acorde a su inspiración inicial. Es decir, opositora al puneño centralista y pragmática a todo nivel.
Ese es el tipo de profesional que gobierna en las instituciones de la región altiplánica, claro, ante anuencia de los profesionales alternativos que salen de otras casas de estudio.
¿Es malo el copamiento que ha logrado la UANCV?, ¿es malo que sus profesionales siempre estén tentando el poder? No. Lo malo, hasta cierto punto, es que las otras generadoras de élites profesionales hayan permitido tal copamiento.
Sería mejor que todas las universidades sean aportantes con sus egresados en cuanto a temas de desarrollo se refiere.
Además, este anote empuja a pensar sobre el rol que está jugando la Universidad Andina en los destinos de la región.
Y toca pensar, especialmente, a las autoridades de la UANCV sobre el papel que están teniendo sus egresados en el manejo de la sociedad.
¿Bueno, malo o regular?, ¿cómo se evalúan? (Correo Puno 01/06/17 Foto: Difusión)

jueves, mayo 25, 2017

Los pobladores de San Miguel

Por: Hugo Supo

El 28 de julio de 2017, el distrito de San Miguel, en San Román, cumplirá su primer aniversario. Lo hará con un administrador oficialmente designado por el gobierno provincial y una junta vecinal por elección popular. 
La junta vecinal será una suerte de concejo edil hasta que se elijan a las primeras autoridades y su definición depende de los sanmiguelinos que tienen la obligación de acudir a las urnas el viernes 26 de mayo.
Son importantes estos avances que se están dando en la edificación de los pilares institucionales, así no habrá mayor problema para que en 2018 se tenga nuevas autoridades ediles bajo el sistema de votación popular que se vivirá en todo el país.
Para la región Puno, el crecimiento distrital de San Miguel es sumamente importante, de alguna manera reconfigura el mapa político-electoral que hemos tenido en el Altiplano durante la última etapa de vida republicana.
Hasta hace poco, Juliaca ha sido el punto de mayor concentración electoral (por el número de habitantes) de la región; pero el escenario podría cambiar en adelante, con San Miguel mirando su propio rumbo.
Hay una característica que resume a pobladores del distrito de San Miguel. Todos son migrantes y esa ha sido la fuerza para desligarse de Juliaca.
Como tal, las motivaciones de desarrollo que tienen los sanmiguelinos difieren a los del sector más duro de Juliaca.
Recordemos que el juliaqueñismo ha tomado fuerza a partir del paralelismo a la capital regional inspirado, allá por 1965, en tierras calceteras y de la mano a la familia Cáceres Velásquez.
San Miguel, sin embargo, no carga ese antipuneñismo que aún palpita en cierta élite calcetera, no tiene esa sombra, porque es población joven, su historia es diferente y el futuro también.
San Miguel es una síntesis de la región. Hoy su gente tiene la gran oportunidad de demostrar que la integración es un camino viable para todos. Éxitos en este camino. (Correo Puno Juliaca 25/05/17 Foto: Difusión)


miércoles, mayo 17, 2017

El lobby moqueguano

Por: Hugo Supo

Es inevitable escribir sobre lo que está ocurriendo en el proceso de demarcación territorial entre las regiones Puno y Moquegua. Sobre todo después de la última reacción de las autoridades moqueguanas respecto al informe final N° 045 que ponía fin a las discusiones en cuanto a los tramos I y II se refiere.
El referido informe se ha trabajado desde el año 2009, cuando representantes de ambos departamentos accedieron a la intermediación de la entonces Oficina Nacional de Demarcación Territorial (hoy adscrita al Viceministerio de Gobernanza Territorial) de la PCM para solucionar el conflicto social que había aflorado desde inicios del siglo.
¿Y por qué se aceptó esta especie de arbitraje? Primero porque corresponde a la instancia nacional sanear los límites de las fracasadas regiones del aprismo y, luego, para que los técnicos de ambos gobiernos subnacionales expongan sus argumentos para probar la pertenencia o no de determinados territorios.
Pues bien. A todo eso se ha sometido el pueblo puneño, han sido ene reuniones en Lima y otros departamentos.
Los ausentes han sido siempre los representantes de los vecinos. Han pateado el tablero una y otra vez. Han recurrido al Poder Judicial. Y es casi una década de la misma cantaleta.
Finalmente, en 2017 -incumpliendo todos los plazos- la PCM emitió el informe final 045 el cual demuestra que territorios anexados a Moquegua se encuentran en territorio altiplánico. En este momento deberíamos estar hablando sobre el tramo III, pero eso no está pasando.
¿Qué sucede? El lobby moqueguano ha vuelto a actuar y ha presionado al premier Fernando Zavala para revisar el informe de demarcación. Dicen ahora otros “dos meses” más.
Esta noticia deja desazón en Puno y vuelven a retumbar los tambores de protestas tipo Aimarazo. Sería bueno, en este caso, que la PCM aclare al país si hará respetar el Estado de Derecho o preferirá jugar a la mecedora. El pueblo puneño merece una respuesta. (Correo Puno Juliaca 18/05/17 Foto: Difusión)

miércoles, mayo 10, 2017

Julio Guzmán en la región Puno

Por: Hugo Supo

El líder del proyecto partidario Morado, Julio Guzmán, acaba de concluir una gira por el Altiplano. Ha declarado que los objetivos fueron consolidar su organización y recoger un diagnóstico de la realidad.
Respecto al primer punto, Guzmán ha nominado responsables, en cuyos hombros recae la tarea de institucionalizar el partido, de manera que aquello de la “ola morada” no quede en lirismo. Bien.
Y respecto al segundo, el excandidato presidencial afirma, principalmente, que ha encontrado mucha gente frustrada en los pueblos que ha recorrido. ¡Uy!
¿Cómo deberíamos tomar ese diagnóstico?, ¿es verdad?, ¿sigue el pueblo esperando la atención estatal prometida en cada campaña electoral?, ¿acaso es la frustración que guía nuestros senderos?
En principio, ningún diagnóstico debería fastidiar; es bueno que quienes pretenden ser autoridades visiten, convivan y conozcan la realidad del Perú profundo y alto.
Lo que sí decepciona es que Guzmán haya tenido que invertir tanto para tener esa versión de Perogrullo.
Por supuesto, aún existe frustración en Puno y otros lares que han sido -no solo olvidados- desde antes de fundarse la República, sino considerados un lastre para los desarrollistas limeños.
¿Esperaba otra cosa? No es, pues, de un estadista concluir de esa forma tan obvia y superficial.
Pero también habría que aclararle a Guzmán ( y los primeros llamados a hacerlo son los moraditos puneños) que hace tiempo que esta región -sobre todo su cada vez más renovada élite- ha dejado de esperar la atención preferencial del Estado.
El mejor ejemplo es Juliaca, formada a punta de esfuerzo personal, ganas y trabajo. ¿Estado? No. Aquí lo que se requiere es un Estado que no moleste, una Sunat que no persiga al pequeño capitalista, motivos para seguir jalando el coche productivo y cosas por el estilo.
La frustración -aunque existe en menor medida como en todo el resto del país- está pasando a la historia señor Guzmán, aquí la gente está en otro swing.
Motivo sería para hablar, por ejemplo, del boom migracional altiplánico, pero será en otra entrega. (Correo Puno Juliaca 11/05/17 Foto: Difusión)

jueves, mayo 04, 2017

La provincia de Aricoma

Por: Hugo Supo

Hace poco el excongresista Gustavo Pacheco y varias personalidades lideraron la presentación de una organización denominada “Plataforma Federal Para Todos”, interesante iniciativa a la hora de hablar de lo programático para el Altiplano, aunque con obvio tufillo proselitista.
Durante la presentación, este cronista planteó algunas cuestiones a sus impulsores (digamos que para poner las cosas ideológicas claras antes de pasar a lo pragmático), pero solo contextualizaremos una para esta entrega. 
Se trata de la equivocación que los puneños de la capital departamental cometieron a lo largo del siglo XX, pensando que sus visiones de desarrollo eran también la de las poblaciones de periferia. Recordemos que Juliaca respondió de manera contundente el 4 de noviembre de 1965, con una huelga que resquebrajó -ojalá, no para siempre- la unidad regional, visivilizando el centralismo departamental y la nula idea geopolítica de los gobernantes de antaño.
Bien pues, la pregunta para los neofederalistas que Pacheco lidera fue: ¿acaso no están cometiendo el mismo error en la idea de plantear lo programático (leáse los proyectos urgentes) desde la capital y con ausencia de la periferia? El orgullo impidió una respuesta clara.
¿A qué viene el tema? Guardando distancias con la agenda neofederalista, nos referimos a los propagandizados proyectos de distritalización de Salcedo y provincialización de Ácora
No está mal que las poblaciones aspiren a crecer y obtener más presupuesto para atender sus necesidades, lo malo es que algún sector político pretenda aprovechar esa situación para sus propio rédito. 
Ya quisiéramos ver a alguno de esos políticos impulsando el urgente proyecto provincial de Aricoma, que integraría a distritos (Phara, Limbani, Ayapata, Potoni, Coasa, Patambuco, Crucero) que actualmente están desconectados y por poco abandonados entre Carabaya, Azángaro y Sandia. Renegamos del centralismo limeño y no miramos la viga en el ojo propio. (Correo Puno Juliaca 04/05/17 Foto: Difusión)

miércoles, abril 26, 2017

Noticias en aimara

Por: Hugo Supo

El conglomerado mediático del Estado ha lanzado esta semana el programa noticioso en aimara “Jiwasanaka” por medio de sus señales de radio y televisión.
Dicho producto se suma al noticiero en quechua ya adelantado hace meses. De lejos, esto merece un aplauso para un país pluricultural que está buscando construirse como Estado-nación.
Particularmente para quienes somos aimaras, este hecho representa un hito histórico en el Perú, porque es la primera vez que de manera oficial, el idioma y nuestros rostros se exponen de manera tan masiva y con tremenda expectativa para la señal abierta.
Hasta ahora, el pueblo aimara ha estado invisibilizado para el Estado, incluso el mismo canal de televisión llevaba hasta hace poco el curioso eslogan “El canal de todos los peruanos”, aunque los rostros, ideas, agendas e idiomas siempre fueron ajenos a los de esta altiplanicie y zonas andinas.
Por eso quisiéramos que la apertura al aimara no quede solamente en el idioma, sino profundice en contenidos. Porque de eso se trata, de no conformarse con el folclorismo o lo superficial y, al contrario, avanzar para enfocar los hechos desde el punto de vista andino, comprenderlos, sistematizarlos y explicarlos al resto del mundo.
Por ahora, un equipo de aimaras puneños participa en el manejo y procesamiento de la información; gran reto para las hermanas y hermanos en el camino por mostrar un aimara distinto al quejoso que se catalogó con el Aimarazo de 2011.
Vamos a desearles buen viaje a los comunicadores aimaras en este largo trecho que tienen por recorrer. ¡Ch’amampi jilatanaca, kullacanaca!
Más bien es una pena que la Universidad Nacional del Altiplano y su escuela profesional de Ciencias de la Comunicación Social no haya aportado con profesionales bilingües en esta conquista, puesto que todos los de “Jiwasanaka” nacen de la fuerza de la experiencia.
Seguramente será tema de reflexión en las aulas universitarias, a propósito de que algunos catedráticos andan medio descontentos con quienes estamos haciendo periodismo hoy. (Correo Puno Juliaca 27/04/17 Foto: Difusión)


miércoles, abril 19, 2017

El conflicto Puno - Moquegua

Por: Hugo Supo

Siempre es necesario poner una información en contexto para formarse una opinión de la misma, los hechos por si solos son como islas, si nos empeñamos en mirarlas muy cerca no podríamos apreciar la inmensidad del océano, por eso debemos alzar los ojos al horizonte.
En el caso del conflicto de límites entre Puno y Moquegua, es de larga data, empieza luego de abortarse la región José Carlos Mariátegui (Puno-Moquegua-Tacna) con el fracasado proceso de regionalización de inspiración aprista.
Sin embargo, algunos ávidos de figuretismo local (funcionarios, autoridades y demás aparecidos) sostienen que el conflicto empieza a lo mucho en 2008, con las protestas que los aimaras del distrito de Ácora realizaron por asuntos de tierra y territorio.
Ni siquiera esto último es verdad, porque la agenda territorial encendió en realidad en los albores del nuevo siglo, con un grupito de dirigentes que solitos osaron reclamar la demarcación para aprovechar recursos de agua y minería.
Otra cosa es que el asunto se puso serio en 2009, cuando a raíz de protestas aimaras, la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM) instaló una mesa de diálogo para determinar los límites interdepartamentales.
Mucha agua ha corrido bajo el puente desde entonces, idas y venidas, argumentos y contraargumentos, marchas y contramarchas; hasta que este gobierno ha tenido que pronunciarse al menos sobre lo avanzado en los tramos I y II.
Algunos asuntos deben quedar claros a partir de esta experiencia: 1) El reclamo puneño estaba sustentado y era legítimo, como es también para el caso del tramo III. 2) Necesitamos un trabajo de unidad regional para los tiempos venideros. 3) La atención a zonas limítrofes es urgente desde los gobiernos subanacionales, y 4) Requerimos definir el tramo III y luego avanzar a un nuevo proceso de integración sur en el Perú. (Correo Puno Juliaca 19/04/17 Foto: Difusión)

jueves, abril 13, 2017

La Aramayo y el periodismo

Por: Hugo Supo

Hay dos cosas para reflexionar a propósito del bochornoso pasado de la congresista Alejandra Aramayo, traído a la escena nacional por medios limeños.
Primero: quienes algo sabemos del periodismo, algo sabemos también de los antecedentes de la familia Aramayo
Aunque jóvenes todavía, a muchos nos marcó aquel reportaje de la Boca del Lobo en donde desvelaba un modus operandi de cierta prensa local. La incredibilidad que tienen hoy es consecuencia de esa y varias causas.
La señora Aramayo dice ser víctima y es su derecho defenderse; pero -apelando otra vez a la experiencia- sabemos que esta profesión es difícil y nos hace ganar enemigos gratuitos, aunque no a niveles de exageración como parece ser el caso de ella.
De cualquier modo, es importante que los ciudadanos sepan valorar la coherencia y rechazar la incoherencia de quienes pasamos por los medios.
Pese a que la academia ha generado un gran cambio en el periodismo puneño, hay mucho por trabajar. Por ejemplo, hay que reconocer a tanto “lenguasuelta” que asume el populismo como argumento y después se hacen los indignados.
Segundo: cómo se le ocurre a la señora Aramayo pretender legislar en tan delicado tema teniendo tales antecedentes. Lo escribimos porque no es la primera vez que se propone una regulación de medios.
¿Se debe regular a los medios o deben estos autorregularse? He ahí el asunto de fondo. El Colegio de Periodistas ha emitido un pronunciamiento contradictorio; en primer orden apelando al argumento Ad hominem contra la propuesta fujimorista y, luego, reclamando para la derogación de la Ley de Torres y Torres Lara que permite el ejercicio periodístico sin necesidad de estar colegiado.
Decimos contradictorio porque se oponen al proyecto (una especie de muerte civil para corruptos en medios) y después reclaman reposición de poderes para el ejercicio regulatorio gremial. ¡Y en tiempos del boom de la internet y redes sociales! Así estamos paisanos. (Correo Puno Juliaca 13/04/17 Foto: Difusión)

jueves, abril 06, 2017

Cada quien con su golpista

Por: Hugo Supo

Tan fácil es indignarse contra modelos dictatoriales que las alharacas coyunturales solo aportan a la simplista moda, pero no a la defensa de la democracia como alternativa para el ejercicio de poder. Vamos a ver.
A propósito de los 25 años de aquel 5 de abril, recordado ayer en Perú, es innegable que gran parte de la opinión pública actual rechaza la decisión disolutoria de Alberto Fujimori; es pues lo políticamente correcto hoy.
Y lo incorrecto -políticamente hablando- es respaldar ese cierre del Congreso de la República y las consecuencias en el manejo económico y política antiterrorista del gobierno peruano; aunque quienes opinan así son minoría.
Al revés parece ocurrir cuando se trata del otro golpe de estado en nuestra historia republicana, el de Juan Velasco Alvarado. O cuando la gente se pone a debatir sobre los recientes acontecimientos de Venezuela con Nicolás Maduro al frente.
De manera que si de golpes se trata, gran sector de la población tiene su preferido. En el fondo ni siquiera se está en contra de los golpes de estado, son simpatías o antipatías con los golpistas nada más.
¿O cómo se explica que el sector antifujimorista -a santo de defensores de la democracia- alientan cada que pueden para que el Presidente de la República, Pedro Pablo Kuczynski, disuelva el actual Parlamento de mayoría fujimorista?
Ocurre que el concepto de democracia no está claro para los peruanos. Solo para ejemplificar, este cronista tuvo la oportunidad de entrevistar a varios líderes políticos de la región Puno para trabajos académicos, y resulta que unos pocos entienden la democracia y su funcionamiento, gran parte solo se dedica a renegar.
No quieren ver que la democracia -con todos los errores y fallas- es el único camino vigente para ejercer poder, alternativo a otros modelos que sí son perniciosos: totalitarismos, dictatura, fascismo, etcétera.
No se hagan, que aquí entre peruanos persiste el tufillo antidemocracia.


jueves, marzo 30, 2017

Del camionazo en el PDR

Por: Hugo Supo

“PDR ha elegido el camionazo”. Con este sugerente título el izquierdista Juan Rojas Vargas ha denunciado esta semana “mañoserías y fraudes” al interior del movimiento político Poder Democrático Regional (PDR) en el momento de elegir a los nuevos directivos encargados de organizar a los militantes con miras a las elecciones regionales y municipales de 2018.
El amplio comentario ha circulado también en las redes sociales, haciendo notar las debilidades de la organización que lidera el congresista que más votación captó en 2016 en Puno (Alberto Quintanilla Chacón).
El camionazo al que Juan Rojas se refiere no es otra cosa que la triquiñuela con la que algunos políticos acostumbran justificar aquello de que tienen bases. En otros contextos, también se le conoce como “la portátil”, esa que Alejandro Toledo acostumbraba activar cada vez que tenía ganas de un baño de popularidad.
Finalmente, en el congreso del 24 y 25 de marzo pasados, presuntos militantes del PDR (al menos en esa línea es la denuncia de Rojas) han elegido a Richard Gonzáles Salcedo como secretario general del movimiento. El mismo Juan ha aceptado la asunción de los nuevos encargados de la conducción partidaria.
Esta es, pues, una muestra de lo que ocurre en las organizaciones políticas de la región, triste realidad de crisis institucional, heredada de una democracia sin partidos expuesta en blanco y negro por el politólogo Martín Tanaka.
Y eso que estamos hablando del PDR, sin duda, el movimiento que más tiempo ha resistido a borrarse del mapa, ya que -aunque a la luz del caudillaje- todavía es vigente en el Altiplano.
Ahora bien, si estas cosas ocurren entre los orgánicos socialistas seguidores de Quintanilla, ¿qué estará pasando en los otros movimientos?, ¿cómo es que se están manejando las dirigencias de las otras seis organizaciones que mantienen su inscripción ante el JNE?, o en las que pretenden inscribirse. No se oye padre. (Correo Puno Juliaca 30/03/17 Foto: Difusión)

jueves, marzo 23, 2017

Lo que sabemos de David Mamani

Por: Hugo Supo

Esto es lo que sabemos, hasta ahora, sobre la muerte del exalcalde de Juliaca, David Maximiliano Mamani Paricahua:
  1. Falleció el miércoles 8 de marzo en circunstancias no explicadas. La versión del INPE es un suicido, pero la necropsia e indicios hallados hacen difícil imaginar un final así, pareciera más bien un asesinato.
  1. La necropsia de Ley determinó que el finado tenía 23 cortes en el cuerpo, principalmente en los brazos y cuello.
  1. El Ministerio Público puso a buen recaudo ocho manuscritos que Mamani habría dejado antes de supuestamente matarse. Esas cartas contienen mensajes para su familia, ciudadanos y seguidores. No se ha informado sobre las pruebas grafotécnicas. y se habla de una novena carta.
  1. El exalcalde se encontraba encerrado en condición preventiva desde febrero de 2016, antes de eso ya tenía orden de captura por estar implicado en las irregulares compras de videocámaras de vigilancia para el municipio de San Román.
  1. El extraño fallecimiento se registró a días de empezar el juicio oral por este caso. Ya muerto Mamani, se archivó su acusación, pero se continuó con las audiencias, ahí mismo dictó orden de captura para media docena de implicados. La cosa no parará.
  1. Los familiares, entre ellos su exesposa e hijos, debían de presentarse a una audiencia de prisión preventiva en la que el Ministerio Público los acusa de lavado de activos, presuntamente por haber recibido bienes de dudosa procedencia. Esa audiencia debió ser el 8 de marzo, pero la muerte provocó suspensión.
  1. La misma audiencia se desarrolló la tarde y noche del 21 de marzo, pero la juez Penélope Najar desestimó los argumentos de la Fiscalía y no aceptó la prisión para los deudos de Mamani. 
  1. La Fiscalía pidió una semana para aclarar el fallecimiento del “Profe”, a su vez, eso ayudaría a tener claro el asunto de la familia, pero ha pasado más tiempo y nada.
Bien dicen que justicia que tarda no es justicia. (Correo Puno Juliaca 23/03/17 Foto: Difusión)


jueves, marzo 16, 2017

Necesarias vacaciones para el alcalde

Por: Hugo Supo

La crisis ambiental de Juliaca está a punto de desencadenar otros conflictos de tipo político-social. Y es que nunca antes se había vivido tan álgida situación por el cierre de un botadero de basura y la consecuente acumulación de desperdicios, prácticamente, en todo lado.
El Plan Director de la Municipalidad Provincial de San Román 2004-2015 no tiene ni una sola línea respecto de Chilla, solo menciona el colapso del botadero de la salida a Lampa, lo que quiere decir que el actual alcalde, Oswaldo Marín Quiro, debió conocer, al asumir el cargo, sobre este problema y solucionarlo en primer orden.
¿No ha querido o no ha podido? Queremos tener fe en la segunda opción -la primera sería un acto de inhumanidad- a causa de muchos factores, entre estos: su incapacidad de ejercer autoridad, dirección y de diálogo con la población.  
Eso explicaría las repetitivas faltas a su palabra con los vecinos del sector Chilla y los fracasos permanentes de las mesas de diálogo para intentar reabrir el ensayo de botadero de esa misma zona.
Hoy, la autoridad municipal está completamente deslegitimada, con seguridad no le queda una pizca de esa popularidad con la que entró a gobernar Juliaca en 2015.
Por tanto, quedarían algunos caminos a seguir para salir de la crisis. Primero, y es el gesto más importante, el alcalde Marín debe admitir su falta de capacidad y solicitar licencia por algunas semanas; antes que el Concejo lo suspenda o desde afuera se diseñe el camino a la vacancia. 
Eso no implica dejarle el problema al primer regidor (que también está deslegitimado), pues inmediatamente de aprobada la licencia, el Concejo Municipal tendría que pedir la intervención del Ministerio del Ambiente; al menos eso ha opinado el congresista Alberto Quintanilla y antecedentes no faltan.
De esa manera, estaríamos camino a un nuevo pacto social en Juliaca (la posibilidad de Arequipa está por verse, es costosa y muy temporal, así que se requiere reabrir Chilla con un plan de cierre y recuperación de la zona mientras se implementa un relleno de emergencia en alguno de los terrenos que el municipio ha reservado para tal fin, esto en plazos mínimos), uno que al menos nos abra posibilidad de avanzar, pues la senda es larga y complicada todavía.  (Correo Puno Juliacca 16/03/17 Foto: Difusión)

jueves, marzo 09, 2017

Expliquen esta muerte

Por: Hugo Supo

Hace menos de un año, el entonces presidente del Instituto Nacional Penitenciario (INPE), Julio Magán Zevallos, arribó hasta el centro poblado de Alto Puno para inaugurar lo que, a su decir, era el penal “más moderno del país, superando a los demás establecimientos penitenciarios en términos de infraestructura, tecnología y seguridad”.
Pues bien, dicho establecimiento es el lujoso escenario de una controversial muerte política, la del exalcalde de la Municipalidad Provincial de San Román, David Maximiliano Mamani Paricahua.
Para nosotros es prematuro afirmar un homicidio o suicidio, aunque la versión del INPE dice que Mamani se quitó la vida (al parecer cortándose la yugular con un cúter que habría obtenido por sus trabajos artesanales dentro del penal) hay motivos para dudar.
Sobre los hechos y motivaciones del fatal desenlace hay mucho pan que rebanar, es labor del Ministerio Público aclarar estas dudas ante la opinión pública.
Lo que sí llama la atención es cómo y en qué circunstancias ha podido ocurrir semejante muerte en el establecimiento penitenciario “más moderno del país”. El mutis inicial (y luego la respuesta tardía) por el que ha optado el INPE no ayuda, en absoluto, a esclarecer el tema.
El Estado ha invertido 57 millones 693,023.84 soles para remodelar la cárcel de Yanamayo y, se supone, hacerla un ejemplo de rehabilitación en el país. ¿Saben qué? Han fracasado.
Han fracasado porque no han sabido proteger la vida de David Mamani Paricahua, personaje importante, no solo por cuestiones de humanidad, sino para dar respuestas a lo ocurrido en el gobierno de la provincia de San Román durante la última década.
Allí se ha denunciado una grave red de corrupción que no podría quedar impune en caso de corroborarse su existencia, riesgo que ahora parecer ser posible en perjuicio del pueblo juliaqueño y en beneficio de algunos pocos.
No requerimos mecidas señores del INPE. Necesitamos saber los detalles de una muerte clave para entender lo que ha pasado y pasa en Juliaca. (Correo Puno Juliaca 09/03/17 Foto: Captura Correo)


jueves, marzo 02, 2017

Este momento de la historia

Por: Hugo Supo

Cuando el ilaveño Gregorio TiconaGómez llegó a gobernar la capital regional, a finales del siglo pasado e inicios del presente, marcó un hito trascendental para la historia política del Altiplano peruano.
Por primera vez, un hijo de campesinos, cobrizo como la mayoría de nosotros, había llegado al poder y hecho lo que el “misti” no hacía desde hace tiempo: encender la política local para pasar de elecciones exitosas en una provincia periférica (El Collao), para asentarse en el conservador pueblo de Puno y, luego, representar al departamento en el Congreso de la República.
Más allá del triste final que le tocó a Ticona por ceder ante la red corrupta del fujimorato, en definitiva su despertar político ha sido el punto de quiebre visible para el viraje de la región.
Después de esa experiencia, los días de los políticos tradicionales (herederos de apellidos, linaje y haciendas) estuvieron contados. Quizás David Jiménez Sardón fue el último de dicha casta que tuvo el honor de gobernar esta parte del Ande.
Y las actuales autoridades son producto de dicho proceso. Juan Luque es el más típico representante del progresismo juliaqueño, pasa lo mismo con el hoy vapuleado Oswaldo Marín o con el profesor acoreño Iván Flores en la capital puneña.
Echemos una mirada a nuestro alrededor y comprobaremos que los hijos de campesinos finalmente han tomado y compiten por el poder local.
¿Que no saben gobernar?, ¿que lo están haciendo peor?, ¿que están para llorar? Pueder ser. Pero ¿estamos comprendiendo realmente el momento histórico que vivimos?
Puede que esta punta de lanza tenga muchos errores, por eso rogamos para que los próximos políticos en acción -también hijos de campesinos- se preparen, estudien, triunfen en lo suyo, que entiendan que la política es para servir y no para servirse, que sepan es posible ser mejores. (Correo Puno Juliaca 02/03/17 Foto: Difusión)


jueves, febrero 23, 2017

El alcalde barrendero

Por: Hugo Supo

Aquella imagen de Oswaldo Marín como alcalde estrenado de Juliaca ha quedado grabada en la mente del colectivo social. 
En sus primeras horas como burgomaestre, en enero de 2015, la autoridad salió –escoba en mano- a recoger la basura que su antecesor había dejado descuidada.
A decir verdad, el gesto causó un efecto positivo para la reputación del popular “Cumpita” que había llegado al poder a punta de comentar noticias y leer comunicados en una emisora radial.
De todos los alcaldes nuevos, era el primero en promocionarse con tremendo mensaje: él mismo tomaría las riendas para solucionar los problemas más álgidos del pueblo.
Pero ha pasado el tiempo y Oswaldo Marín ya no tiene ganas de agarrar la escoba. Ahora debe ser algo espantoso, considerando el problemón del que no puede salir hace varios meses.
Es curioso ver al mismo personaje populacho que iniciaba su periodo queriendo hacer las cosas bien, ahora arrinconado por una comunidad que está harta que le depositen 120 toneladas de mugre diaria, una población aproximada al cuarto de millón que se inunda entre desperdicios y sus propias incapacidades. Incluso la oposición le ha saltado a la yugular para solicitar ante el pleno del Concejo su suspensión por 30 días.
Es que a pesar de que los gestos pueden tener cierta significancia, no se gobierna con ellos señor Marín. Los gestos –si queremos que tenga efecto duradero- deben ir acompañados siempre de estrategias y planes efectivos.
Las cosas no se han hecho como deberían desde el principio. No se necesitaba un alcalde que barra en su primer día, sino un líder que denuncie al antecesor por lo calamitoso de la ciudad en este tema (ahora tiene que cargar su cruz solo) e inmediatamente ponerse a trabajar con lo mejor de su élite técnica parar proyectar una gran planta de procesamiento de basura, incluso se pudo hablar de industria regional.
Son más de dos años y Juliaca sigue pidiendo auxilios temporales. Es cuando los gestos no funcionan, cuando lo “políticamente correcto” es cero a la izquierda. (Correo Puno Juliaca 23/02/17 Foto: Difusión)

jueves, febrero 16, 2017

¿Dónde está la reserva moral?

Por: Hugo Supo

Demasiada soberbia corre en la sangre de quienes se han hecho llamar “reserva moral”, tanta como la que ahora mismo corre en las venas de los que se autoproclaman como los dignos de la sociedad. Peligrosa gente ha resultado siendo para el fortalecimiento institucional y democrático del país postfujimorismo.
Cuidado que similares lobos vestidos de corderos publicitan hoy su indignación. Ojo que la experiencia nos dice que solo sabían buscar nuestros votos.
Pues resulta que la autoproclamada “reserva moral” le ha fallado al país, han engendrado odio para tapar sus fechorías, han distraído con discursos populistas y han señalado al otro como el responsable de todos los males nacionales, sin mirar- tal cual dice la Biblia- la viga en ojo propio.
Y ahora ensayan todo tipo de excusas para justificar la inmundicia en la que seguimos como país. Que el fujimorismo, que el modelo neoliberal, que la globalización. Pamplinas.
Hoy el peruano de a pie sabe que la clase política completa ha fallado, unos por hacer mal, otros por no hacer nada.
Quienes han asumido el poder y quienes lo han compartido tenían la enorme responsabilidad de darle funcionalidad y estabilidad a las instituciones; porque cuando se habla de construir un Estado-Nación no se trata de personas, sino de instituciones en el marco de la democracia.
Curioso escenario es –cual si fuera el relato de Orwell (Rebelión en la Granja)- ver transformados a esos que se proclamaban paladines de la democracia, luchadores sociales y similares cursilerías, en aquello que tanto han odiado.
Como si no supiéramos que los que hoy marchan, por ejemplo, ya están pensando en ser figuritas para las elecciones del Bicentenario.
¿Dónde está la reserva moral verdadera? Claro que existe. Es el ciudadano anónimo. Quien es eficaz en sus obligaciones. El padre que no abandona hijos. Quien no bota basura en las calles. El que respeta los semáforos. Quien se compadece de los animales. El que sabe que aporta más haciendo que parloteando. El resto es cuento. (Correo Puno Juliaca 16/02/17 Foto: Difusión)


jueves, febrero 09, 2017

El caso Ccama-Quispe

Por: Hugo Supo

¿Por qué el peruano de a pie le tiene desconfianza a las instituciones?, Por casos como el siguiente: En las postrimerías de enero pasado, la Corte Superior de Justicia de Puno comunicó la confirmación de la sentencia dictada contra el excongresista fujimorista Francisco Ccama Layme y el actual consejero por Putina, Ángel Quispe Masco, por delitos ambientales (minería informal) cometidos en el distrito de Ananea, cabecera de la cuenca Ramis.
Tanto el Juzgado Mixto de la provincia de Huancané como la Sala de Apelaciones de la provincia de San Román encontraron indicios suficientes para decidir una condena de dos años con seis meses de pena privativa de libertad con carácter de suspendida para ambos. 
Y la sentencia no solo implica privación de libertad (que desde ya es un saludo a la bandera), sino una multa de 500 mil soles como reparación civil en favor del Estado, además -ojo con esto- de la inhabilitación para ejercer por cuenta propia o por intermedio de terceros, cargos de representación de empresas mineras, e inclusive el de no poder requerir la asignación o titularidad de concesiones mineras y, obviamente, su incapacidad para ejercer función pública.
Aquí el asunto es que el juicio ya lleva varios años. Como los implicados encuentran cada excusa para no afrontar a la justicia y dilatar el proceso, la sentencia no alcanzó a Ccama Layme cuando ejercía labor congresal, pero sí atrapó a su socio Quispe Masco. 
Bien pues, si el Consejo Regional aplicara la Ley Orgánica de Gobiernos Regionales ya habría procedido a discutir minimamente la suspensión del consejero de Putina (al existir la posibilidad de nueva apelación, la vacancia es algo más complicado). 
Pero no. Quispe pretende demorar su inminente salida de la función pública y acaba de enviar una solicitud de licencia por 30 días ante sus colegas partidarios. No frieguen.
Esos son los resultados del excesivo garantismo que tiene nuestro sistemas de justicia y administrativo, paraíso para los que quieren pasarse de vivos. (Correo Puno Juliaca 09/02/17 Foto: Difusión)